bebé no duerme de noche

El sueño infantil cambia a partir de los 2 años




Según un nuevo estudio científico el sueño infantil cambia a partir de los 2 años, hasta que los niñ@s cumplen 3 años aproximadamente y se debe a un descenso del sueño REM.

Estudios sobre el sueño REM revelan que durante esta fase, que es en la que soñamos, el cerebro codifica y reorganiza información. Eso es diferente del sueño no REM, que se centra en gran medida en la reparación del cerebro del estrés diario.

Un equipo multidisciplinario de investigadores publica en Science Advances, que a partir de los 2 años los peques cuando duermen llevan a cabo un proceso de reorganización y aprendizaje, hasta un proceso de reparación del cerebro por el estrés y el desgaste diarios.

El sueño infantil cambia a partir de los 2 años, por un descenso del sueño REM

Este nuevo estudio sobre el sueño infantil, incorporó información de más de 60 estudios previos y desarrolló un modelo matemático para analizar los datos que podrían proporcionar información sobre lo que estaba sucediendo durante el sueño.

Entre los principales hallazgos encontraron un patrón consistente en niñ@s de alrededor de los 2,4 años de edad, debido a que experimentan un dramático descenso en la cantidad de sueño REM, que se asociada con la reorganización. Por lo tanto, en esta etapa dependen más del sueño no REM, lo que sugiere que el sueño se convierte principalmente en un sueño reparador.

Los investigadores enfatizan lo crítico que es el sueño para el desarrollo del cerebro humano y que su función varía según las necesidades cambiantes de nuestro cerebro. El cerebro de un bebé tiene que hacer una increíble cantidad de aprendizaje en los primeros años de vida, lo que requiere formar, fortalecer y recortar las conexiones.

Igualmente explican, que la fase de reparación posterior es como sacar la basura o arreglar las partes internas de un ordenador, para que pueda funcionar sin problemas de nuevo. El sueño no REM permite a nuestros cerebros eliminar la acumulación de residuos y mantenerlo funcionando normalmente. El cerebro es nuestro órgano que más energía consume y el sueño es necesario para reparar el daño a nuestras neuronas, debido a su arduo trabajo.

Otras opiniones de expertos sobre el sueño infantil

Según Rosa Jové psicóloga infantil y autora de Dormir sin lágrimas, son muchos los estudios que señalan que todos; bebés, niñ@s y adultos, nos despertamos varias veces durante la noche. Sólo los más mayores dominamos la técnica de regresar al sueño. Es una cuestión de tiempo que lo hagan los niñ@s. Según esta experta, se trata de un proceso evolutivo y asegura que todo niñ@ sano logrará dormir correctamente.

Según la especialista, el sueño se ve afectado por el cambio de ritmo circadiano que está regulado por las horas de luz y oscuridad, como también por el estrés.

El sueño infantil es una de las grandes preocupaciones de los padres y madres explica Jové “Cuando somos padres, nos damos cuenta de que nuestros bebés nacen sin horarios, se despiertan por la noche, piden para comer, necesitan ser atendidos a todas horas… Como los adultos tenemos una serie de compromisos (laborales, familiares), llevamos muy mal la falta de sueño y querríamos que los niños desde muy pequeños se durmieran enseguida y durante muchas horas. Sin embargo, eso no es posible. Desde siempre los niños se han despertado igual y eso no significa que duerman mal, es su forma de dormir”.

Igualmente, desaconseja los métodos de adiestramiento del sueño infantil como; Ferber y Estivill. Que consisten básicamente en dejar llorar a los bebés, con la supuesta finalidad de conseguir que aprendan a dormir solos. Asegura que dan resultados porque generan tal grado de estrés en el bebé, que se duerme por el efecto de la sedación que produce la adrenalina y el cortisol, que van a la amigdala y segregan opiaceos y serotonina. Sí, el bebé se duerme, pero no aprende nada y pasa mucho miedo.

El nuevo libro de Rosa Jové Dormir con cuentos propone una serie de historias que hacen que los niños se duerman antes, se puede utilizar desde cualquier concepción o metodología de crianza, aunque su autora aboga por la crianza respetuosa.

“Si con Dormir con lágrimas muchos niños aprendieron a no dormir llorando, con Dormir con cuentos se podrán dormir más rápido”, nos explica Jové.

Quizás te interese leer sobre los Horarios de sueño infantil por edades.

Si te ha gustado este artículo compártelo y sígueme en Facebook, Instagram, Twitter y suscríbete a Papás e hijos!




Fuente: Smithsonian Magazine.

Daniela

About Daniela

Desde hace varios años trabajo online para poder conciliar mi vida familiar y laboral. Además de ser la autora de Papás e hijos, para muchos soy más conocida como la mamá de... y feliz de serlo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Conoce nuestra política de privacidad haciendo click aquí