Ortodoncia infantil

¿Cuándo empezar la Ortodoncia Infantil?

Ortodoncia infantil

Cada vez es más frecuente ver a niños empezar y terminar un tratamiento de ortodoncia mucho antes de la adolescencia y surge la gran duda de cuándo es el momento indicado para empezar con este tipo de tratamientos.

Según los expertos depende en gran medida del tratamiento requerido, hay casos en los que aconseja empezar a una edad temprana con una fase preventiva para evitar problemas dentales en el futuro.

Los cuidados dentales desde la infancia son beneficiosos en casos en que la mandíbula inferior es demasiado grande o la mandíbula superior es demasiado pequeña. En estos casos empezar con un tratamiento de ortodoncia precoz alrededor de los 7 años, ayuda a corregir problemas de mordida y de masticación.

Según datos de la Asociación Americana de Ortodoncistas la mayoría de los tratamientos comienzan entre los 9 y 14 años, con una duración promedio de dos años.

Se recomienda que los niños sean evaluados por un especialista entre los 6 y 7 años, para saber cuál es la mejor edad para el tratamiento en caso que lo requieran. En gran parte va a depender de cómo avanza tu hijo con el cambio de dientes de leche y cómo se colocan los dientes definitivos.

Existen clínicas dentales que ofrecen la opción de odontología preventiva infantil gratuita, que siempre es una buena opción para controlar con un especialista el remplazo de dientes leches por definitivos y contemplar la necesidad de ortodoncia fija u ortodoncia removible.

Durante los últimos meses hemos estado evaluando la evolución de mis hijos con un especialista y cada uno tiene necesidades diferentes. Mi hijo mayor de 11 años, necesita un ortodoncia removible para corregir la mordida. En cambio mi hija más pequeña de 8 años estrenó braquets la semana pasada, porque necesita hacer espacio para que los dientes permanentes puedan salir rectos y luego combinaremos con ortodoncia removible.

Cada niño tiene necesidades diferentes, porque el cambio de los dientes de leche a permanente depende de un factor genético y cada quien tiene un proceso único. Lo mejor es que lo pueda evaluar un especialista, porque la mordida es clave para muchos factores de la salud.

Daniela Dávila

About Daniela Dávila

Desde hace varios años trabajo online para poder conciliar mi vida familiar y laboral. Soy fundadora TargetNet, autora de Papás e hijos, embajadora de Sapos y Princesas, aunque para muchos más conocida como la mamá de... y feliz de serlo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *