Mujer embarazada con su pareja

Parto respetado


En la actualidad, se ha observada que el parto respetado y la libertad que se le brinda a las parejas embarazadas en su proceso de parto fomentan la segregación de hormonas opiáceas y analgésicas, que inciden poderosamente en la percepción de una contracción. Estas experiencias, lógicamente benefician al bebé, pues a través de la placenta circula esta información química, permitiendo que el recién nacido esté más alerta y dispuesto al primer apego.

Os recomiendo ver el vídeo a continuación:

 

foto: sentirmebien.com


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *